El 17 de mayo de 1990, la Asamblea General de la Organización Mundial de la Salud (OMS) eliminó la homosexualidad femenina y masculina del listado de enfermedades mentales. En conmemoración a esta efeméride, cada año, el día 17 de mayo se celebra el Día Internacional contra la LGTBIfobia: la homofobia – según las Naciones Unidas incluye la lesbofobia y la bifobia –, la transfobia y la interfobia.
El objetivo de esta jornada es sensibilizar a la sociedad contra la discriminación del colectivo LGTBI a través de la información, reflexión, reivindicación y denuncia contra las agresiones físicas, psicológicas, intelectuales y morales de las personas por su orientación sexual, identidad o expresión de género.

«Juntes siempre: unidos en la diversidad»  es el lema que propone este año el Comité invitando a compartir las voces, las historias y las realidades vividas por cada persona LGTB, y transmitiendo esperanza y solidaridad ante la LGTBfobia y el derecho a vivir libres y con dignidad.